El Gobierno de San Luis, a través de la Secretaría de Estado de Deportes y en conjunto con la Federación Sanluiseña de Fútbol, pondrá en marcha el primer Torneo Provincial Infantil, un certamen que reúne a más de 100 equipos de diferentes localidades de San Luis.
El Torneo pondrá en juego la copa “Luis Lusquiños”, y será el primero en la historia del fútbol de San Luis, en enfrentar a “todos contra todos”, y de esta forma, todos los equipos, tendrán las mismas chances de clasificar a la siguiente fase y también de gritar campeón.
Las cinco ligas (Sanluiseña, Norte, Sur, Villamercedina y del Valle) tendrán a sus respectivos representantes en cada una de las diez categorías (2000 – 2009), que componen al Torneo Provincial Infantil.
“Fue una idea que comenzamos a trabajar a principio de año con cada uno de los presidentes de las ligas y también con Mario Echeverría, el presidente de la Federación. La idea es sencilla; darle a todo el fútbol de San Luis, las mismas oportunidades de jugar, divertirse, viajar, hacer amigos y disfrutar de uno de los deportes más lindos y apasionantes del mundo”, expresó Juan Pablo Funes, Secretario de Estado de Deportes.

 

El desarrollo del torneo
En una fase previa de clasificación se han ganado el derecho a jugar este torneo dos equipos por Liga.

La competencia comenzará el primer fin de semana de agosto. De la categoría 2000 participarán 15 equipos; se disputará en tres zonas de cinco equipos. De esta manera clasificarán a las semifinales el primero y el segundo mejor ubicado de las tres zonas.

En tanto, en las categorías 2001 a 2009 participarán 10 equipos divididos en dos zonas de cinco equipos, clasificándose a semifinales el primero y segundo mejor ubicado.

Además, se informó que el Gobierno provincial, a través de la Secretaría de Estado de Deportes, se hará cargo de los costos del transporte de cada uno de los equipos en cada fecha de juego, y asumiendo de esta manera el gasto más dificultoso para los clubes participantes. En tanto, cada institución solventará los costos de los árbitros, seguridad y urgencias médicas en cada jornada, con lo recaudado en la venta de entradas y puestos de cantina.