El entrenador repitió en la práctica de este miércoles la formación que utilizó ayer. Carlitos se paró detrás de los delanteros. Tobio, el otro refuerzo, también fue titular.

Rodolfo Arruabarrena ya tenía claro, desde antes que Carlos Tevez se sumara a los entrenamientos, qué era lo que quería para el Boca de Carlitos. Este miércoles, el DT repitió la formación que utilizó ayer en la primera práctica del ídolo, confirmándolo como enganche para el partido del sábado ante Quilmes. El 10 tendrá un debut en el puesto que su camiseta indica.

Leé también: Cómo se reconfigura Boca con Tevez en el equipo

Si el Vasco mantiene la idea que puso en cancha en estos dos últimos entrenamientos, serán tres los cambios respecto del equipo que venció a Sarmiento en Junín. Los uruguayos Nicolás Lodeiro y Alexis Rolín, ambos con traumatismos de rodilla derecha, y Marcelo Meli dejarán sus lugares en la formación que llegó a la punta del torneo el domingo pasado para darles lugar a los ingresos de Tevez, Fernando Tobio -el otro refuerzo- y Fernando Gago, de regreso de la Copa América.

Entonces, el equipo que puso el DT en Casa Amarilla, a puertas cerradas, y que buscará mantener la punta será: Agustín Orion; Gino Peruzzi, Tobio, Daniel Díaz, Nicolás Colazo; Pablo Pérez, Cristian Erbes y Gago; Tevez; Sebastián Palacios y Jonathan Calleri.

Daniel Osvaldo, que ayer visitó al plantel, se encuentra en Bariloche de vacaciones y, en cuanto a su situación, se supo que quedó descartada la oferta del Cruz Azul de México. Existe la posibilidad de que Boca lo inscriba como jugador libre antes del cierre del libro de pases, este jueves a las 20, sin que esto asegure que vaya a reincorporarse. Y, por otra parte, cuenta con autorización para entrenarse en el club, lo que podría ocurrir a partir de la semana próxima.

Leé también: El primer entrenamiento de Tevez en Boca tuvo una visita sorpresa

Por su parte, el mediocampista Gonzalo Castellani saludó al plantel y en las próximas horas se realizará la revisión médica en Lanús para sumarse a préstamo al equipo que dirige Guillermo Barros Schelotto. El que podría seguir el mismo camino es el chileno José Pedro Fuenzalida.