En Filipinas se registró la primera muerte fuera de China causada por el nuevo coronavirus, según informó hoy la Organización Mundial de la Salud (OMS), y la cifra total de personas fallecidas se elevó a 304.

En tanto, la Comisión de Salud Pública de la provincia de Hubei reportó 2.590 nuevos casos confirmados, por lo que ya existen al menos 14.380 desde el comienzo del brote.

Se trata de un hombre de origen chino, de 44 años, quien sería nativo de Wuhan y que habría sido contaminado antes de llegar a Filipinas junto a una mujer de 38 años, también infectada.

El representante de la OMS en Filipinas, Rabindra Abeyasinghe, señaló que «es el primer reporte de una muerte fuera de China» como consecuencia del virus surgido en la ciudad central de Wuhan.

«Es necesario tener en cuenta que no es un caso de contaminación adquirida localmente. Este paciente vino del epicentro de la epidemia», manifestó Abeyasinghe.

A su vez, las autoridades filipinas anunciaron la suspensión de forma inmediata del ingreso al país de personas provenientes de China.

Este 30 de enero, el director general de la Organización Mundial de Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, anunció que el coronavirus representa una «emergencia de salud pública de preocupación internacional».