Foto: web

El Ministerio de Salud de la Nación amplió la definición de caso sospechoso de coronavirus e incluyó nuevos criterios que se concentran en la situación del personal de la salud, los habitantes de barrios vulnerables y los residentes en geriátricos.

Hasta el momento, el criterio para realizar el test diagnóstico era que la persona presenta fiebre (37,5 o más) y algún síntoma como tos, dolor de garganta, dificultad de respiratoria y falta del sentido del olfato o el gusto de reciente aparición.

Con este cuadro, se evaluaba si en los últimos 14 días había estado en contacto con un caso confirmado, había viajado al exterior o residía o había estado en zonas de transmisión local de Covid-19 en la Argentina.

Ahora se suma como caso sospechoso a cualquier persona con dos o más síntomas que se parte de alguno de estos grupos:

-Personal de salud

-Residentes y personal que trabaja en instituciones cerradas o de internación prolongada (penitenciarias, residencias de adultos mayores, instituciones neuropsiquiátricas, hogares de niñas y niños)

-Personal esencial

-Habitantes de barrios populares y pueblos originarios