Foto: web

El Wuhan Zall, equipo de donde se originó el COVID-19, regresó a casa después de haber estado tres meses aislados lejos de sus familias. El plantel dirigido por Jose Gonzalez fue recibido por una gran cantidad de público en la estación deWeihan.

El equipo chino, tras su paso por España, se concentró desde el 16 de marzo pasado en la ciudad de Shenzen, a la espera de que la situación de la pandemia presente una mejora y las autoridades les permitieran regresar. Los jugadores de Wuhan Zall tendrán la oportunidad de pasar unos días con sus familias antes de retornar a los entrenamientos el próximo miércoles.

El cuadro asiático estuvo lejos de China alrededor de 104 días, tras abandonarlo el pasado 2 de enero para preparar la temporada que fue cancelada por el coronavirus. Aún no se ha llegado a un acuerdo para reanudar la liga china, pero según medios locales, sospechan que será a finales de junio.