La venta de autos usados subió 7,7% en septiembre con relación al mismo mes del 2018 y las concesionarias lo atribuyeron al «ingenio y la profesionalidad» del sector, según un informe de la Cámara del Comercio Automotor (CCA) difundido hoy.

En septiembre se vendieron 152.563 unidades, por encima de las 141.618 del mismo mes del año pasado.

Si se compara con agosto de 2019 (161.578 unidades), la caída llegó al 5,58%.

En el período enero-septiembre 2019 se comercializaron 1.294.701 vehículos, una baja del 2,72% comparado con igual período de 2018 con 1.330.895 unidades.

Alberto Príncipe, presidente de la CCA, dijo que «en este mercado enrarecido, solamente el ingenio y la profesionalidad nos permitirá subsistir hasta que haya reglas más claras para nuestro sector».

Príncipe sostuvo que «en un momento económicamente crítico, la venta de autos usados tiene un volumen más que satisfactorio para estas circunstancias».