Este jueves se llevó a cabo la primera rueda de reconocimiento de los rugbiers que mataron a golpes a Fernando Báez Sosa, el sábado pasado, en un boliche en Villa Gesell. Y Fernando Burlando, abogado de la familia de la víctima, dio detalles de cómo avanza la investigación.

“Se hicieron reconocimientos con 10 de los imputados. Faltan los reconocimientos correspondientes para Ventura (el joven que había sido acusado y luego fue liberado por la fiscalía). Dio positivo para Máximo Thomsen, dos testigos lo reconocieron como el que le pegó a Fernando cuando estaba arrodillado en el suelo. Y también positivo para Enzo Comelli. Lo reconoció un testigo como el primero que le pegó. El testigo lo describió con lujo de detalles”, reveló el letrado.

Consultado acerca de si Ciro Pertossi habría sido quien propinó la patada final, Burlando se limitó a responder que “hay diligencias que afirman eso”, aunque agregó que tienen también “el soporte en video, que es sumamente aclaratorio, tanto para la querella como para la fiscalía”.

Por otra parte, agregó: “La pena para esta clase de delitos es reclusión perpetua. Si bien puede distinguirse qué responsabilidad tuvo cada uno, todos son responsables. Claramente hubo intención de matar. Es lo que surge de los videos y de los relatos. No hay otra conclusión posible”.