Un conductor borracho fue detenido cuando realizaba maniobras peligrosas por el centro de Morón. Fue detectado gracias a las cámaras del Centro de Operaciones y Monitoreo en donde vieron que se encontraba haciendo zig- zag y poniendo en peligro la vida de los transeúntes y conductores que circulaban a su lado.

Tenía 6 veces más que el límite permitido. Fue detenido tras ser monitoreado por las cámaras del Centro de Operaciones de Morón.

Fue entonces que la Policía Local lo identificó y lo detuvo. El hombre, en aparente estado de ebriedad tenía 2,99% de alcohol en sangre, es decir, seis veces mayor al límite permitido.

Los efectivos interceptaron el vehículo e identificaron a sus ocupantes: un hombre y una mujer que se encontraban consumiendo bebidas alcohólicas, tal como también quedó registrado en los dispositivos de seguridad que detectaron el movimiento irregular de la camioneta en un principio.