La compañía no está en condiciones para continuar porque no tiene capacidad económica y financiera para afrontarlas.

La provincia se compromete a construir y entregar obras de calidad a todos los vecinos. Queremos llevarles tranquilidad a todos los beneficiarios del plan de viviendas de la empresa Alfa & Omega”, dijo el ministro de Obras Públicas e Infraestructura, Felipe Tomasevich. El jefe de la cartera anunció que ayer la Provincia inició los trámites administrativos para desadjudicar las ocho obras de la firma.  Señaló  que la compañía no está en condiciones de continuar con los proyectos porque no tiene capacidad económica y financiera para hacerle frente. Por eso el Gobierno de la Provincia tomará la dirección de ellas para finalizarlas. Lo hará a través de la administración del ministerio y con la ejecución de la constructora San Luis Sapem.

Entre las obras que nombró el ministro figuran la construcción de 118 viviendas en la localidad de La Toma, una iniciativa que tenía que estar finalizada el 25 de noviembre del año pasado y que a esa fecha tenía un avance del 80 por ciento. También las 222 casas de Merlo, que estipulaban una entrega para el 13 de diciembre de 2015, sin embargo a esa altura sólo había un 53 por ciento de avance de obra. La que también prometía estar terminada para ese mes y en la misma localidad era la planta de tratamiento de líquidos cloacales, que a fin de año mostraba un 85 por ciento de progreso.

Tomasevich continuó con la lista: “El hospital de Merlo tendría que haber estado listo en febrero, pero nada más tenía un 48 por ciento. Un mes antes era el turno del de Concarán, que para el 14 visualizaba un 65 por ciento. La terminación de la planta de reciclado de Donovan tenía fecha para diciembre del año pasado y estaba a un 66 por ciento. También dos escuelas de La Punta. Ésas son las obras puntuales de Alfa & Omega”.

“Para entender todo, nos tenemos que remontar al 2015, donde las obras de Alfa & Omega tenían como fecha de finalización la entrega de viviendas. Sin embargo, a diciembre  aún no concluían”, contó el ministro. “La empresa llega a esto porque la anterior gestión demoraba con los pagos”.

Contó que en una nota elevada el 2 de octubre, las empresas constructoras solicitaban una audiencia urgente con la anterior gobernación. Ahí manifestaban su preocupación por el estado financiero del retraso. Entonces comenzaron a pedir préstamos a los bancos y a vender certificados de obras públicas, detalló y agregó que ese costo ellos lo perdían y ahí empieza a bajar el ritmo de la construcción.

“El 11 de diciembre Alfa & Omega nos pidió una reunión para llegar a una solución y así mostrar la situación delicada que atravesaban. Nosotros la conocíamos, pero no dimensionábamos el volumen. Ése es el arranque que tuvimos. Actualmente, la empresa no tiene la capacidad económica y financiera para hacerle frente y continuar”, apuntó.

En relación al actual manejo de la obra pública dijo: “Hoy vemos que todo está en perfecto estado, venimos con los pagos bien al día y con las edificaciones que tienen  un grado de avance igual o superior”.

El ministro expresó que cuando la actual gestión asumió encontró que siete de cada diez obras tenían pedido de ampliación de plazos de la obra, es decir que necesitaban más días para terminar la misma obra. Aseveró que la instrucción del gobernador Alberto Rodríguez Saá, es la de finalizar y entregar todas las edificaciones de forma correcta.

“La inauguración será una vez que estén en funcionamiento”, apuntó. Lo hizo luego de detallar  un número de edificaciones que fueron “inauguradas a medias”.  Para dar un ejemplo nombró una entrega de viviendas en La Punta, donde las demoras tuvieron que ver con un acueducto que no funcionaba, tenía roturas y lo tuvieron que arreglar alrededor de seis veces. La segunda planta potabilizadora de La Punta es una de las que tampoco operó tras su apertura.

“Todas esos retrasos hablaban de una falta de estrategia. En esta administración, en vez de salir a perder tiempo en lo que fue la comunicación, nos abocamos directamente a la solución de los problemas”, remató.