La Justicia investiga al empresario por lavado de dinero por sus vínculos con un narco asesinado y un preso por tráfico de cocaína. Al primero, dice que lo vio dos veces y que el detenido sólo es su amigo.

El novio de Vicky Xipolitakis es investigado por la Justicia en causa por lavado de dinero. Ante esto, el empresario salió al cruce de las denuncias que lo ligan al narcotráfico y dijo que las mismas surgen como una “revancha” por la difusión de la grabación que expuso a los pilotos de Austral. Sí, el escándalo por el ingreso de la vedette a una cabina de avión sigue ramificándose y esta semana llegó a Rosario, donde justamente había aterrizado aquel vuelo.

Aunque su figura se destaca actualmente por el vínculo que mantiene Xipolitakis, son otros los nombres propios que llevaron a Leandro David Pérez, 43 años, a quedar en la mira de la Justicia federal como titular de Reina Automotores SRL. Esta es una de las cuatro firmas que la Unidad de Investigaciones Financieras (UIF) denunció por lavado de dinero proveniente de la venta de drogas y otros hechos ilícitos. Las tres restantes corresponden a Luis Medina, el presunto narcotraficante que fue asesinado junto a su novia el 26 de diciembre de 2013 en la zona sur de la ciudad.

Leé también: Otra escándalo rodea a Vicky Xipolitakis: su novio, en la mira de la Justicia

Aunque los dos figuran en el expediente, Pérez sostuvo que el difunto empresario nunca fue su socio en la concesionaria que poseía. “A Medina lo vi dos veces, le vendí un vehículo y nada más”, explicó el hombre de 43 años en diálogo con Radio 2 de Rosario.

No obstante, la pareja de Xipolitakis admitió que tuvieron en común una relación con Germán Tovo, otro comerciante del rubro que fue empleado de ambos y aclaró que “estuvo anotado varios años en la empresa, después renunció y se fue a trabajar con Medina”. El ataque contra este último resonó nueve meses después, cuando Tovo también fue acribillado y falleció en la puerta del local propio que había abierto meses antes del crimen de su ex jefe.

Leé también: El trágico final de una modelo con fama fugaz en los medios

Por último, el novio de la vedette reconoció haber sido un “gran amigo” de Gustavo Spadoni, otro rosarino que se dedicaba a la venta de motos hasta que fue detenido en 2013 por el envío de 1.200 kilos de cocaína a Portugal. Si bien ambos figuran como miembros de la firma Repuestos Exclusivos SRL, Pérez alegó que la misma fue creada en 2009 junto a un tercer socio, pero el negocio fracasó antes de empezar.