La cartera medioambiental trabaja en un plan que propone acercar a los pequeños productores un bien fundamental para su desarrollo, la energía. La colocación de paneles solares plantea transformar la luz solar en energía eléctrica de corriente continua, para que los pobladores puedan arraigarse a sus tierras y no se vean obligados a migrar a la ciudad.

Con el objetivo de ofrecerles a los pequeños productores de San Luis mayores posibilidades de desarrollo y una mejor calidad de vida, el Ministerio de Medio Ambiente, Campo y Producción, a través del Programa Producción Agropecuaria y Arraigo Rural, trabaja en la implementación del Plan de Energías Renovables. La política, que marca una continuidad en las acciones iniciadas por el Gobierno de la provincia en el 2009, busca proveer al poblador rural de fuentes de energía renovable para que pueda producir en sus campos cuidando el medioambiente.

En este marco, la cartera ministerial se propuso mejorar la calidad de vida del pequeño productor colocando módulos fotovoltaicos (conocidos comúnmente como pantallas solares) en sus casas, espacios geográficos del interior provincial donde no llega el servicio eléctrico. Ante esta situación, la colocación de paneles solares se vuelve prioritario ya que se inscriben dentro de los tres pilares que caracterizan a las energías renovables: accesibilidad, rentabilidad y sustentabilidad.

La utilización de las pantallas les permitirá a los pequeños productores generar energía limpia, ya que éstas captan la luz del sol y la transforman en energía eléctrica de corriente continua. Así, los paneles fotovoltaicos ayudan a la reducción de los gases de efecto invernadero que dañan al medioambiente, acelerando los procesos de cambio climático.

Con estas acciones, el Ministerio de Medio Ambiente, Campo y Producción busca beneficiar a un sector productivo, cuya forma de vida es el autoabastecimiento y cuyos ingresos se circunscriben a las economías regionales. Además, se preserva la población rural ya que el pequeño productor no debe migrar a las grandes ciudades, favoreciendo el arraigo a sus tierras.

A través de este plan, el Gobierno de la provincia ya colocó más de 3.200 paneles solares en diferentes puntos del territorio puntano. El objetivo es que el número se incremente día a día. Es por ello que los productores interesados en acceder a este beneficio pueden comunicarse al Subprograma Arraigo Rural, dependiente de la cartera medioambiental, al teléfono (0266) 4452000 interno 3188.

Es importante considerar que desde el Ministerio de Medio Ambiente, Campo y Producción, ya se iniciaron las tareas de relevamiento de las pantallas entregadas para certificar su correcto funcionamiento, como así también de los campos que no las poseen, a fin de sumar más beneficiarios a esta política. En esta dirección, personal de la cartera ya recorrieron diferentes establecimientos del Valle de Pancanta y La Carolina en el departamento Pringles.