Foto: La Gaceta

Alrededor de 200 personas fueron las que comenzaron con la toma de las tierras, dividiéndolas en terrenos de 10 metros por 30 y colocando carteles con el nombre de la familia a la que le corresponde. La actuación de la Justicia Provincial ante las primeras denuncias de usurpación, que fueron en terrenos de particulares, logró disuadir a algunos de los usurpadores, pero no a todos.

El pasado viernes, alrededor de 5 hectáreas del predio de la UNSL seguían usurpadas. El predio de la UNSL tiene 32 hectáreas y fue adquirido para la construcción del Campus Universitario de la Institución hace tres años.

Según informó el asesor letrado de la Universidad Nacional de San Luis, Néstor Nóbile, el predio de la UNSL que fue usurpado la semana pasada ya se encuentra desocupado. Esto se logró gracias a la presencia policial que hubo en la zona, producto de una orden del Juzgado Correccional N° 2, la cual incluyó un enfrentamiento con algunos de los usurpadores.