Se trata de un comerciante español que se alzó con los 455.000 dólares del “Gordo de Navidad”. Pero, tras cobrar el dinero se sintió mal y fue trasladado a un hospital.

José Luis Rodrigo López ganó un premio del sorteo más popular en España. Sin embargo, no pudo disfrutar de los millones: falleció repentinamente el día de Navidad a los 84 años, un día después de haber cumplido el sueño de millones de personas.

López era un comerciante y vivía en Huesca. Fue en esa ciudad donde pasó toda su vida y donde cobró los 455 mil dólares del Gordo de Navidad de la lotería de España.