El ministro de Justicia Germán Garavano consideró hoy como «un avance muy grande» la aplicación del nuevo Código Procesal Penal y descartó la posibilidad de que se produzcan liberaciones masivas.

«Este nuevo código empezó a regir en la jurisdicción de Salta y Jujuy, es un proceso que permite que los casos que tardaban años se resuelvan en pocas semanas», manifestó Garavano.

En declaraciones formuladas esta mañana a radio La Red, Garavano explicó que la Comisión Bicameral del Congreso decidió que ahora se aplique también en la Cámara Federal de Rosario y en la zona de cuyo.

«También decidió que la forma en que se va a resolver las libertades de las personas se deberían aplicar en todo el país, no solo en estas jurisdicciones donde empezó», indicó.