EL MINISTRO DE JUSTICIA, GERMÁN GARAVANO, DIJO ESPERAR QUE LA PROCURADORA ALEJANDRA GILS CARBÓ “DE UN PASO AL COSTADO”, ANUNCIÓ QUE EL GOBIERNO NACIONAL REVISARÁ TODOS LOS PLIEGOS ENVIADOS AL SENADO Y QUE SE POSPONDRÁ LA ENTRADA EN VIGENCIA DEL CÓDIGO PROCESAL PENAL. EL SECRETARIO DE COORDINACIÓN INSTITUCIONAL DE LA PROCURACIÓN, LISANDRO PELLEGRINI, RECHAZÓ LOS DICHOS DEL MINISTRO.

En diálogo con Radio América, el funcionario analizó la agenda de temas que afrontará su gestión, fue crítico de las motivaciones y la aplicación con la que se llevó adelante el proyecto de reforma judicial, y se mostró a favor de “rápidamente ocupar los dos puestos vacantes” en la Corte Suprema.

Respecto de la situación de Gils Carbó, dijo esperar que la Procuradora “reflexione” y le cuestionó “la falta de profesionalismo al implementar el nuevo Código Procesal Penal”.

En esa materia, dijo que “una iniciativa razonable y esperada tuvo un comienzo de implementación escandalosa”, anunció que se modificarán algunos aspectos del Código y se retrasará su implementación originalmente planteada para marzo próximo.

Garabano señaló que “la justicia necesita darse una transformación” pero afirmó que la reforma judicial impulsada durante el kirchnerismo “no miró a la gente, miró a la política y a ver como se dominaba” al Poder Judicial.

Por último, confirmó que pedirá al Senado que devuelva todos los pliegos para cargos en el Poder Judicial sin que ello signifique un menoscabo de los postulantes.