Desde 1996 Lucía Galán lleva adelante con su hermano Joaquín el Hogar de Niños Pimpinela. En más de dos décadas vio pasar por la institución cientos de chicos, con situaciones muy complicadas. Al respecto, la cantante aseguró que falta consciencia de los padres a la hora de “tener hijos que puedan criar” y aseguró que hay mujeres que se embarazan para cobrar asignaciones.

¿Cómo empezó el Hogar? “Cuando vamos de gira siempre pedimos al empresario que nos lleva que nos ponga un día para visitar un hospital o un orfanato, vimos cosas que nos gustaban y cosas que no. En el 90 cuando nace mi sobrino Joaquín dice: ‘¿por qué no ponemos algo nuestro?’. Entonces me empecé a meter en lo que son los derechos de los niños y en el 96 armamos el hogar, un poco para devolver lo que tenemos”, explicó en Los ángeles de la mañana.

Al ser consultada por los problemas en el sistema que hacen que tantos chicos tengan que estar en un hogar y no puedan ser adoptados, respondió: “¿Qué falla? La consciencia de los padres de tener los hijos que pueden criar. Falla que hay mujeres que quedan embarazadas para recibir la Asignación Universal por Hijo”.

Luego, dijo que no es una percepción de ella, sino que lo ve en el Hogar: “La mayoría de los padres de los chicos que tenemos en el hogar cobran asignaciones. No digo que la asignación no sea buena, digo que no hay control de que ese dinero vaya realmente a su hijo para estudio, alimentación, porque debería ser para eso”.