Jonathan Fabbro fue procesado con prisión preventiva y se le impuso un embargo de $3 millones en la causa por abuso sexual agravado por el vínculo a su ahijada cuanto tenía 11 años. Así, Fabbro continuará detenido hasta el inicio del juicio oral.

A principios de mayo, Fabbro fue extraditado desde México y se presentó en el Juzgado Nacional de Primera Instancia en lo Criminal de Instrucción 32 en donde declaró durante más de seis horas y se declaró inocente.