“La Confederación Sudamericana de Fútbol -Conmebol- informa que actualmente está trabajando con las autoridades españolas y el personal de seguridad del Estadio Santiago Bernabeu en el proceso de definir la designación de áreas de aficionados correspondientes a cada club para el partido de vuelta de la final de la Conmebol Libertadores 2018 entre Club Atlético River Plate y Club Atlético Boca Juniors a disputarse el domingo 9 de diciembre desde las 20:30 horas.

Una vez concluido este proceso, la Conmebol informará través de sus canales oficiales, la distribución de áreas asignadas para seguidores de cada equipo y el proceso de venta de las entradas para la afición.

La Conmebol aclara que las informaciones que circulan sobre la supuesta venta y asignaciones de entradas no son oficiales y llama a los aficionados a proceder con prudencia y cautela”.