El australiano Nick Kyrgios recibió una suspensión de 16 semanas sin competir en el circuito y una multa de 25 mil dólares por su mal comportamiento en las canchas, según anunció la ATP.

«La suspensión se levantará al término de estos 6 meses de prueba a condición» de que Kyrgios cumpla con ciertas medidas en este período, como el respeto a la carta del código de conducta, el apoyo de un psicólogo en los torneos y «la ayuda de un profesional especializado en conductas de comportamiento» durante la pretemporada, precisó la ATP.

Esta nueva sanción se produce tras la investigación abierta por la actitud del 27° del mundo durante su partido de 2° ronda del Masters 1000 de Cincinnati contra el ruso Karen Khachanov.

El australiano había recibido una multa de 113.000 dólares por «haber abandonado la cancha sin permiso, proferido obscenidades y por su conducta antideportiva hacia su rival», pero la ATP decidió prolongar su investigación debido a sus antecedentes.

«La investigación evidenció el abuso verbal de Kyrgios con los oficiales y/o espectadores en los últimos 12 meses, lo que constituyen violaciones» del código de conducta de la ATP, precisaron.

Kyrgios también está siendo investigado por haber calificado a la ATP de «corrupta» durante el US Open. En este caso, «después de una aclaración realizada por el jugador al día siguiente (de sus declaraciones), se determinó que el incidente no constituía una ofensa mayor y no se aplicaron sanciones adicionales.