Hoy en conferencia de prensa de la municipalidad el secretario de servicios públicos Ing. Ramon Zarrabetia, el director de administración y gestión de redes Cesar Cabrera y el gerente general de servicios básicos Ing. Alejandro Catapano  anunciaron el inicio del plan de mantenimiento cloacal de la ciudad capitalina. Con la adquisición de un nuevo camión desobstructor,   la puesta a punto de otra unidad, y con el aumento de personal  se espera una limpieza y mejor mantenimiento de la red cloacal de la ciudad.

El secretario Zarrabetia explicó respecto al plan : “se ha hecho un mapeo de la ciudad, de lugares críticos y subcriticos que requieren un mantenimiento preventivo particular, por ejemplo se ha tomado en cuenta la actividad comercial de la zona lugares donde existen centro de expendio de comidas, donde existen sin lugar a dudas grasas que se depositan en las redes.”

La nueva unidad desobstructora que usara la municipalidad para el mantenimiento cloacal

“Por otra parte la ubicación geográfica tiene mucha influencia, porque en barrios como cerro de la cruz o 4 mil viviendas que tienen mucha pendiente las casas que dan frente al este tienen sus patios en una cota menor que la calle, entonces presumiblemente en esos lugares se ha conectado el patio a la cloaca, lo que arrastra tierra y arena que se deposita al frente en las calles sin pendientes (…) se ha tenido en cuenta el aspecto hidráulico por alteraciones en las condiciones de surgimiento, cambios de pendiente, curvas, etc.”

El funcionario además informo que se incorporó un nuevo camión desobstructor, que otra unidad se ha reparado, que se va desarrollar un sistema de encimas para combatir las grasas  y que se ha aumentado el personal para trabajar las 24 hs. con la finalidad de poner en marcha el plan de mantenimiento. Por ultimo respecto al plan comentó “Creemos que la realidad de San Luis desde el punto de vista de los derrames cloacales va cambiar y desaparecer salvo alguna que otra emergencia”.

Por su parte el secretario Catapano afirmó que el plan tendrá tres pilares fundamentales: “las cuadrillas dedicadas a las emergencias,  los equipos desobstructores que son los que realizan el plan de mantenimiento en sí y atienden aquellas emergencias que no pueden ser resueltas por las cuadrillas y la atención administrativa”. Respecto a la atención administrativa Catapano comentó que se ampliara el horario de atención de 8 a 18 hs y se remodelaran las oficinas de atención al público.

Respecto al trabajo de los camiones desobtructores Catapano informó que las unidades trabajaran por separados simultáneamente, uno  en zona norte y el otro en zona  sur atendiendo puntos críticos y subcriticos dos veces por semana, además de encargarse de las emergencias que pudieran surgir. Por otro lado aclaró que los camiones también harán un trabajo preventivo  de limpieza de la red completa.

El plan se iniciaría la próxima semana, luego de la homologación del convenio que firmó la municipalidad con la empresa Icau, y tuvo una inversión de 44 millones de pesos. El plazo de finalización de obra es el próximo 3 de septiembre.

Al finalizar la conferencia el Ing. Zabarretia también comentó sobre las roturas de caños que se han dado en tareas de mantenimiento en los barrios de la ciudad: “Todo material sufre un desgaste, es natural (…) hay construcciones muy viejas y se van reponiendo”.

“Se va cambiando las cañerías. Cuando se detecta que ya tuvo una vida útil, se cambia. Es un proceso continuo no a partir de un momento. A medida que la ciudad va cambiando se requiere mayor caudal y la cañería se cambia simplemente porque no cumple o satisface las necesidades, a veces puede ser por una rotura también. Pero es un proceso dinámico”.

Y agregó “No se puede pretender cambiar todas las cañerías de un día para otro, porque ni siquiera  el presupuesto de la provincia va alcanzar, nosotros tenemos el 5% del presupuesto provincial, bajísimo, si no fuera por los fondos que han entrado de nación no se  hubiera podido hacer ni planta de agua, ni planta de cloacas, ni desagüe pluvial”.

Por ultimo consultado si  las roturas se debían a la falta de mantenimiento de las anteriores gestiones dijo “No,  la ley de coparticipación debe cambiarse, estrangula demasiado la capacidad de obra a los municipios. Pienso que con el tiempo va suceder”.