La Asamblea Nacional del Poder Popular (Parlamento) de Cuba comenzó este sábado a debatir el texto de la nueva Constitución del país, que elimina el término “comunismo” e incluye el derecho a la propiedad privada.

El borrador abre la puerta también a la legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo, un fuerte reclamo de la comunidad LGBT en la isla, impulsada nada menos que por la hija del ex presidente Raúl Castro.

El anteproyecto constitucional, sometido a debate por los más de 600 diputados durante tres días, hasta el lunes, solo menciona el “socialismo” como política de Estado, revelaron medios oficiales, en contraste con el texto vigente de 1976 que en su artículo 5 consigna el “avance hacia la sociedad comunista”.

Para defender la supresión del término comunismo, Lazo también alegó que la situación actual de Cuba y el contexto internacional son muy diferentes en comparación al año 1976, reseñó este sábado el diario estatal Granma.