Foto: web

Ante la decisión de varios países como Alemania, Italia, España, Francia y Estados Unidos de reabrir sus economías sin control y regresar a una vida sin cuarentena, la Organización Mundial de la Salud advirtió sobre los grandes riesgos si no se toman las medidas adecuadas para enfrentar al coronavirus.

“El riesgo de volver a un confinamiento sigue siendo muy real si los países no manejan la transición con extremo cuidado y de una manera gradual”, dejó en claro el director de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus, quien hizo hincapié en que deben garantizarse los controles en cuanto al aumento de contagios y al funcionamiento del sistema sanitario, ante la posibilidad de un segundo brote de coronavirus.

«Varios países están empezando ya a relajar las órdenes de confinamiento, pero lo que no podemos relajar es nuestro compromiso común con medidas básicas como la higiene de manos y el distanciamiento físico», insistió.