La canasta social se integrará como mínimo con seis productos básicos, como leche, aceite, aceite, azúcar, yerba, fideos y arroz. De todos modos, cada supermercado y distribuidora hará su propia oferta con diferentes productos, pero siempre garantizando que no falten los acordados con el Gobierno provincial.

En todos los casos este conjunto de mercadería no superará los $300 y será ofrecida en principio en las ciudades de San Luis y Villa Mercedes, mientras se evalúa extenderla a otras localidades.

En San Luis, el acuerdo lo firmaron las empresas Aiello Supermercados, Walmart, Distribuidora MAG y Almacén Schneider, mientras que en Villa Mercedes lo hicieron Changomás y Super Europa.