Unos 30 mil turistas se quedarán hoy sin poder visitar el emblemático monumento parisino.

La Torre Eiffel, monumento emblemático de París, quedó cerrada hoy por una huelga de los empleados de su servicio de seguridad.

La firma administradora del monumento, la SETE, anunció el cierre, lamentando “un movimiento social del que no fue informada previamente” y que “penaliza a sus visitantes”.

Los agentes del servicio de seguridad de la Torre, empleados de firmas privadas suministradoras, piden mejoras salariales y “el cese de las subcontratadas”, según un comunicado del sindicato CGT.

La Torre Eiffel es visitada diariamente por entre 25.000 y 30.000 turistas.