Foto: web

Las automotrices reiniciarán su producción tras sumarse a la lista de actividades exceptuadas del cumplimiento del aislamiento social, preventivo y obligatorio. Deberán cumplir con los protocolos de seguridad acordados entre las cámaras y el Gobierno para evitar el contagio por coronavirus.

Para la reapertura del sector, las autoridades nacionales acordaron con las empresas un esquema laboral de un solo turno, el control regular de la temperatura y la realización de 100 testeos rápidos de COVID-19 diarios entre el personal. Además, el transporte de los empleados estará a cargo de cada compañía.