Foto: web

El 85% de los bares cerveceros tuvieron una baja del 90% de consumo desde que arrancó el aislamiento obligatorio, comparado con el mismo período del año anterior, y casi uno de cada tres ya redujo su personal. El 90 % de los productores redujo sus ventas en 90%, dado que la mayoría de bares, restaurantes y polos turísticos se encuentran cerrados.

En total existen 600 industrias, 2250 puntos de venta, 1500 pequeños productores. Se genera además alrededor de 6500 puestos de trabajo y 50 mil en forma indirecta.

Sobre el comienzo de la cuarentena, la Cámara de Cerveceros Artesanales de Argentina (CCAA) había alertado este que la mayoría de las fábricas y bares cerveceros podrían cerrar sus puertas en los siguientes meses si el Estado no provee soluciones para el sector, debido a que enfrentan una abrupta caída en las ventas.