Una multitud compuesta por jóvenes, estudiantes secundarios, organizaciones sociales, sindicatos y agrupaciones feministas llegaron a la Plaza del Congreso en el marco de la marcha por “Ni una Menos”, que se realiza todos los años desde 2015 para visbilizar la lucha de las mujeres contra la violencia machista.

Con carteles, en los que se leía “Juguemos al ahorcado está muriendo el patriarcado”, “No fue la ropa, no fue el lugar fue un machito patriarcal”, “El machismo mata” o “Somos el grito de las que no tienen voz”, las columnas se extendían varias cuadras hasta la avenida 9 de julio.

Laura Omegas, de la organización Matamba Afrodescendientes, primera oradora del acto, aseguró “por aquellas que en todos los rincones del planeta se revelan, somos las mujeres, trans, Afrodescendientes, villeras y más… no queremos ser explotadas… vinimos a decir que no nos van a disciplinar más”.