Sin poder abandonar el panorama negativo que arrastra hace más de un año, la producción industrial bajó 1,9% en julio, y aunque morigeró su caída respecto de los últimos meses, acumuló quince meses de continua contracción, según informó ayer el Indec.

Las cifras del Índice de Producción Industrial Manufacturero que difundió el organismo estatal, muestran que la producción de bienes acumula una baja del 8,4% en el año. En la comparación desestacionalizada, la actividad industrial muestra una suba del 3% respecto de junio último.

La industria mostró en diciembre pasado la baja más pronunciada de este período recesivo, que fue del 14,9%, y en los últimos tres meses registró mermas superiores al 7%.

Según la encuesta cualitativa industrial que mensualmente realiza el Indec, el 43,8% de los empresarios, cuatro de cada diez, estimó que el nivel de actividad seguirá bajando en el período comprendido entre agosto y octubre.

Solamente un 13,9% de los consultados pronosticó que la actividad aumentará, mientras que el restante 42,3% proyectó que se va a mantener estable. Pasando en limpio: ocho de cada diez industriales esperan un panorama igual o peor que el actual.