Suena a chiste o meme pero muy lejos está de serlo. El organismo oficial que mide en México los movimientos telúricos informó que este domingo se produjo un increíble acontecimiento.

El gol que Hirving Lozano marcó a los 35 minutos del primer tiempo del partido ante Alemania desató un “sismo artificial” en la Ciudad de México (CDMX) por los saltos y los gritos que pegó la población ante el tanto, que finalmente dio el triunfo para el conjunto azteca, según informó la Red de monitoreo sísmico, análisis e investigación geológica de México.