Foto: web

El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, confirmó que no participará en forma presencial de la reunión en Olivos donde el presidente Alberto Fernández presentará la propuesta argentina a los bonistas.

La decisión fue adoptada por precaución luego de que se confirmara que varios médicos de un hospital de San Martín donde Kicillof estuvo el viernes pasado contrajeron COVID-19.

«No estuve en contacto estrecho con nadie que tuviera la enfermedad y por eso el protocolo no establece aislamiento. Pero hoy tengo una reunión en Olivos con el presidente y los gobernadores, a la que no voy a asistir por un tema de responsabilidad», explicó.

«No voy a exponer a quienes tienen altas responsabilidades a cualquier riesgo, pero de todas formas no corresponde por protocolo que me haga el hisopado», insistió el mandatario provincia en declaraciones. Igualmente, avisó: «Si los médicos me lo recomiendan, me voy a hacer el hisopado y voy a comunicar el resultado».