La decisión surgió a partir de que el Departamento de Inspección Sanitaria dependiente de la Dirección de Fiscalización y Control del Instituto Nacional de Alimentos (INAL) concurrió al establecimiento Compañía Americana de Alimentos S.A. ubicado en Tortuguitas, partido de Malvinas Argentinas, Buenos Aires, y tomó diversas muestras de productos para ser evaluados por el Departamento Control y Desarrollo de la ANMAT.

El organismo determinó que no solo no se cumplían varias “Buenas Prácticas de Manufactura (BPM)”, sino que además las muestras analizadas no cumplían con las especificaciones del Artículo 155 tris, del Código Alimentario Argentino, donde determina que “El contenido de ácidos grasos trans de producción industrial en los alimentos no debe ser mayor a: 2% del total de grasas en aceites vegetales y margarinas destinadas al consumo directo y 5% del total de grasas en el resto de los alimentos”.

A su vez detectaron que varios productos como el budín sabor chocolate relleno con dulce de leche y mousse sabor chocolate cubierto con baño de repostería y chips de chocolate con nombre de fantasía “Budín Delicias” y marca Nevares presentaba altos contenidos de grasas trans, ácido sórbico y en el caso del turrón de maní recubierto con oblea con baño de repostería nombre de fantasía “Fantasía” marca Nevares no cumplía con las especificaciones del artículo 155 tris ya que “contenía ácido sórbico y ácido benzoico como conservadores no permitidos para este tipo de productos”.

A pesar de los resultados adversos en las muestras de tales productos, se pudo corroborar a partir de una auditoria al establecimiento por parte del Ministerio de Agroindustria de la provincia de Buenos Aires que “la empresa cumple con las condiciones sanitarias como Elaborador, Fraccionador, Expendedor, Distribuidor, depósito, de masas, budines, postres, galletitas, pan dulce y sus ampliaciones de 2006 y 2013”.