Héctor Polino, de Consumidores Libres, aseguró que continuarán los incrementos hasta fin de año y que para quienes tienen el dinero conviene “stockearse” de los alimentos secos, enlatados o conservados

El fuerte incremento del dólar ya motiva aumentos en distintos rubros de la economía. Entre los productos más afectados están los alimentos y el impacto comienza a sentirse con la suba de las carnes y otros esenciales del consumo de los argentinos.

En diálogo con minutouno.com, Héctor Polino, representante de Consumidores Libres, advirtió que frente a la coyuntura actual, es “probable que el consumo caiga” y recomendó “comprar cuanto antes productos no perecederos”.