Román Martínez abrió el marcador 33 minutos del primer tiempo. El equipo de Jorge Almirón llevaba más de cuatro meses sin ganar y el director técnico necesitaba urgente una victoria para tener aire. El encuentro estuvo suspendido desde los 5 minutos del segundo tiempo por un corte de luz.