El Servicio Meteorológico Nacional advirtió que este fenómeno puede ser peligroso para bebés, niños pequeños, mayores de 65 años y enfermos crónicos.

Con “efecto leve a moderado”, la alerta amarilla fue emitida este domingo a las 17:00 y se mantiene para este lunes.

Para evitar los efectos del intenso calor, se recomienda:

Aumentar el consumo de líquidos sin esperar a tener sed, para mantener una hidratación adecuada.

No exponerse al sol en exceso ni en horas centrales del día (entre las 11:00 y las 17:00).

Evitar las bebidas alcohólicas o muy azucaradas.

Evitar comidas muy abundantes.

Ingerir verduras y frutas.

Reducir la actividad física.

Usar ropa ligera, holgada y de colores claros; sombrero, anteojos oscuros.

Permanecer en espacios ventilados o acondicionados.

Recordar que no existe un tratamiento farmacológico contra el golpe de calor y sólo de la forma citada arriba pueden prevenirlo y contrarrestarlo.