Foto: ANSL

El Comité de Crisis se dispuso la implementación de un refuerzo en los límites interprovinciales para evitar que el virus del coronavirus ingrese a San Luis a través de algún portador.

El control sanitario es aplicado tanto al transporte de cargas como a aquellas personas que tengan a la provincia como destino final. Para ello, una vez detenido el vehículo por personal policial, las personas ingresan a una cabina de desinfección e inmediatamente después se le toma la temperatura con las cámaras termométricas instaladas en una cómoda y aislada habitación.

En el puesto de Desaguadero, el ministro de Obras Públicas e Infraestructura, Felipe Tomasevich, explicó que se divide el flujo de vehículos que transitan por la Autopista de las Serranías Puntanas, en los que están en tránsito y los que ingresan a la provincia.