La Sinfónica de Colorado busca acercar la música clásica a los jóvenes. Para eso, el público podrá fumar porros mientras escucha a la orquesta.La Sinfónica de Colorado ha programado una serie de “conciertos de marihuana” en los que el público podrá fumar porros mientras escucha a la orquesta.

El estado de Colorado legalizó a principios de año la venta y el consumo de cannabis para fines recreativos y la orquesta quiere aprovechar el cambio legislativo para atraer al público joven y aumentar sus ingresos, según informa Los Angeles Times.

La orquesta ha asegurado que a los conciertos sólo se podrá asistir con invitación después de que se plantearan dudas sobre la legalidad de la iniciativa.

La sinfónica aseguró este martes en un comunicado que la información de los tres conciertos previstos había sido retirada de la web, que devolvía las entradas vendidas hasta el momento y que las actuaciones previstas en la galería de arte de Denver serían exclusivas para una lista de invitados VIP.

El fiscal de Denver había advertido que los conciertos podían violar las leyes sobre el consumo público de marihuana.