El capitán de la selección islandesa, Aron Gunnarsson, declaró este viernes, en la víspera de su enfrentamiento con la Argentina por el Grupo D del Mundial de Rusia, que el propósito del equipo es “sorprender al mundo”; mientras que el técnico, Heimir Hallgrimsson señaló que no dispondrá una marca personal para Lionel Messi.

Gunnarson, de 29 años, jugador del Cardiff City de Inglaterra, manifestó en rueda de prensa que “queremos sorprender al mundo”, en el partido que se disputará mañana en el estadio del Spartak de Moscú.

“Va a ser un partido difícil, pero estamos listos. No nos sentimos presionados porque no tenemos nada que perder”, subrayó el futbolista islandés y recordó que en la pasada Eurocopa, donde alcanzaron los cuartos de final tras superar la fase de grupos y batir después a Inglaterra, empezaron “con mucha fuerza”.

“Una de las tareas más grandes es contener, porque es posiblemente el mejor jugador atacante del mundo. Logramos hacerlo con Cristiano Ronaldo en la Eurocopa, ¿por qué Messi debería ser un problema en el Mundial?”, también había dicho Gunnarsson en los últmos días.