El temporal alcanzó el nivel 4 con vientos de 225 kilómetros por hora en su paso por las localidades del Golfo de México, en el norte de Florida.

“Esta tormenta puede matarte”, advirtió el martes pasado el gobernador de Florida, Rick Scott, al comunicar la orden de evacuación para los habitantes de las localidades que están en el paso de Michael, un temporal categoría 4.

La primera localidad en ser afectada fue la Ciudad de Panamá, en el norte de Florida, pero Scott afirmó que la tormenta podría volverse aún más poderosa con lluvias y tornados que afectarán a localidades hasta 72 kilómetros tierra adentro.