Ocurrió en la zona de Tribunales. Una decena de personas se pararon en el lugar para mirar la situación. Los vecinos dicen que la zona está mal señalizada.

Un hombre se atrincheró en su auto para no dejar que la grúa se lo lleve. Decenas de personas que pasaban por Lavalle al 1300 se quedaron mirando o grabando la situación. Ocurrió este viernes por la mañana en la zona de Tribunales.

Todo comenzó porque el auto, un Seat Ibiza azul, se encontraba estacionado sobre la izquierda. El dueño llegó justo cuando la grúa lo estaba por levantar y se sentó en el auto del conductor. Las grúas tienen prohibido acarrear vehículo con personas en su interior.