Foto: web

Miles de personas abandonaron Wuhan, donde se registró el primer caso de la pandemia de coronavirus, tras el levantamiento de la cuarentena total que mantuvo cerrada la ciudad de China durante 76 días. En tren, avión o auto, hicieron la cuenta regresiva y se marcharon en cuanto se levantaron las medidas de restricción impuestas en enero.

Los controles para regular el tráfico de ingreso y salida de la ciudad, no obstante, se mantuvieron en 15 de los 75 puntos, explicó un trabajador del peaje durante un viaje organizado por las autoridades locales para los periodistas.

La ciudad, capital de la provincia centro-oriental de Hubei, estaba cerrada desde el 23 de enero, cuando se aplicaron estrictas medidas de seguridad y limitaciones a la movilidad para internar frenar la propagación del virus.

Ahora, que las autoridades chinas afirman haber controlado el brote de coronavirus, se reanudaron los servicios ferroviarios en las tres terminales de trenes de Wuhan, desde donde partieron hacia ciudades dentro de la misma provincia de Hubei, pero también hacia la capital financiera del país, Shanghai, o grandes urbes como Cantón.